Antes de poner en papel un presupuesto

“El papel lo aguanta todo”. Unas reflexiones antes de poner en papel las cifras de ingresos y gastos de un presupuesto. Lo normal es que haya menos fuentes de ingresos que partidas de gasto. La importancia de la estabilidad en los ingresos. Los gastos básicos con un trato preferencial y no olvidar el mantenimiento.

Puedes aparecer gastos no previstos a lo largo de un ejercicio o periodo; es más difícil que surjan ingresos no previstos. Si no tenemos garantizada la entrada de ingresos, hemos de ser más precavidos al anotar las partidas de gasto.

En un presupuesto a veces olvidamos dotar con la cantidad adecuada lo que dedicamos al mantenimiento de activos, infraestructuras o bienes. Para los gastos básicos o fundamentales siempre tiene que haber un plan B (que incluya incluso eliminar otros gastos no necesarios).