El precio de los bienes básicos

La cesta de la compra y el precio de los bienes básicos. La dependencia personal del flujo de ingresos y gastos. Las expectativas y la confianza del consumidor. La capacidad de reacción. El ahorrador medio ante al subida del coste de la vida.

Las subidas de precios las sentimos en nuestro bolsillo en función de las circunstancias económicas de cada cual.

La planificación de nuestras finanzas

Es un buen momento el inicio del año para valorar nuestras finanzas y analizar la estrategia que seguimos en cuanto a productos, activos y deudas. Establecer proyecciones y comparaciones con el balance de cierre (activos menos deudas) de años anteriores.

Algunas consideraciones a tener en cuenta:

¿Con qué porcentajes de los diversos activos (renta fija, renta variable, inmuebles, dinero y otros) me encuentro cómodo? ¿Consigo ahorrar en un ejercicio? ¿Cuál es mi situación laboral? ¿Controlo mis deudas?

¿Qué conocimientos básicos tengo de productos o de matemática financiera? ¿Y de los riesgos asociados a los diversos tipos de activos? ¿Cómo me manejo en entornos financieros de tipos bajos o de repunte de la inflación?

 

El Balance

Si una persona tiene una pequeña empresa o muestra interés por una formación financiera y económica básica, es importante que conozca las cuestiones esenciales de un balance o de una cuenta de resultados.

El balance y la cuenta de resultados son la fotos fijas de una empresa en un momento determinado. Nos ayudan a valorar la situación patrimonial y la actividad económica.

La composición básica del balance: El activo (los bienes y derechos) y el pasivo (los dueños del activo).

El activo no corriente y el activo corriente (existencias, clientes, caja…) en una columna.

El patrimonio neto y la deuda (pasivo no corriente y pasivo corriente) en la otra columna.

¿Es importante que el activo corriente sea mayor que el pasivo corriente? ¿Cuál es el porcentaje ideal de patrimonio neto sobre la cifra total del pasivo? ¿Qué ratios básicos nos interesa conocer y manejar?

 

¿Un fondo de inversión o un plan de pensiones?

Una de las preguntas del ahorrador tradicional en depósitos, o no iniciado en el mundo de los productos financieros de inversión o de jubilación es la siguiente: ¿Qué es mejor contratar, un fondo de inversión o un plan de pensiones? ¿Qué me viene mejor si quiero formar un capital para la jubilación?

Son dos formas de ahorrar o invertir que se complementan en una estrategia de ahorro e inversión a medio y largo plazo.

Seguir leyendo